Entidades gestoras

El equipamiento en el que se ha establecido el Centro Comunitario Auzoka ha sido cedido por parte del Ayuntamiento de Bilbao a dos entidades locales con arraigo en el barrio y en el Distrito 8. Las dos organizaciones son las responsables de que los espacios se utilicen de forma responsable por parte de todos los agentes así como de llegar a acuerdos para una gestión comunitaria abierta al barrio. Así mismo, son las encargadas de dar el visto bueno a las iniciativas que se presentan en Auzoka para el uso de los espacios y los recursos.

Gure Lurra Elkartea:

La Asociación de Desarrollo Comunitario Gure Lurra es una entidad sin ánimo de lucro que desde 1986 desarrolla programas socioeducativos al servicio de la comunidad del Distrito 8 del municipio de Bilbao. Su finalidad es acompañar procesos de desarrollo personal de infancia, juventud y familias, con especial sensibilidad con aquellas personas que sufren situaciones de vulnerabilidad social. La participación es uno de los elementos clave en estos procesos que promueven, además del personal, el desarrollo comunitario. 

El Proyecto para la Creación de un Centro Comunitario en Zorrotza presentado por la Asociación Gure Lurra en el año 2015 tanto a nivel social como institucional para los locales de Astillero ha tenido finalmente encaje en este equipamiento público.

Comisión de Fiestas de Zorrotza

La Comisión de Fiestas de Zorrotza se trata del agente sociocultural del barrio encargado de organizar las fiestas patronales de San Miguel en septiembre-octubre así como otros eventos culturales del barrio como navidades, carnavales, y el programa Zorrotza Gozatu eta Bizi (durante el mes de junio). La comisión de Fiestas utiliza el Centro Comunitario para hacer reuniones semanales y/o quincenales y para almacenar material.

 

Con estas dos entidades el Centro Comunitario dispone de dos brazos importantes para la gestión. Uno de sus brazos más ligado a el empoderamiento de la ciudadanía y al desarrollo comunitario y social, liderado por Gure Lurra. Y el otro brazo, más sociocultural, encabezado por la Jai Batzorde.